AJEDREZ

Por JOSE PRIGADAÁ ANDRADE

En la 28 del IMSS

Aguantar vara en el hospital MÁC

En la clínica número 28 del Instituto Mexicano del Seguro Social que atiende a los derechohabientes de los municipios de Altotonga, Jalacingo, Tlapacoyan, Atzalan, Martínez de la Torre, Misantla, San Rafael, Nautla entre otros, hay doctores que merecen ser galardonados y otros sacrificados.

La tarea en ese lugar no es sencilla, a pesar del esfuerzo titánico que hace José Aguilera Campos por sacar a flote el barco que tal parece que para su sub delegado de la zona norte del IMSS no existe, dado que no le da las herramientas necesarias para salvar vidas.

La situación en ese lugar es grave, para dar una idea, el día viernes por la noche solo un doctor atendía a los pacientes en la sala de urgencias, de los cuales docenas presentaban síntomas típicos de la Chikungunya o dengue clásico o hemorrágico.

Cierto que el doctor José Aguilera quiere hacer todo para evitar descontentos por parte de los derechohabientes, pero cierto es que solo no puede, por lo que urge que el sub delegado haga algo para ayudarlo, a fin de que este hospital no termine como el que se encuentra en la ciudad de Veracruz, donde los enfermos duran horas o días para ser atendidos por un especialista.

La clínica 28 del Instituto Mexicano del Seguro Social no está agonizando gracias al trabajo que desarrolla titánicamente todos los días su director y la segunda al mando, pero es urgente que el sub delegado deje de hacerse tonto y los apoye a fin de evitar que este problema se salga de control y comiencen las manifestaciones públicas.

***Donde no existe ni el perdón de Dios es en el hospital de zona Manuel Ávila Camacho de la ciudad de Martínez de la Torre, donde los familiares de los pacientes duermen en la calle, gracias a que las autoridades locales nunca pudieron construir los tan cantados albergues para mujeres embarazadas y de los familiares.

A esto, hay que sumarle la falta de camas para los enfermos, y es que la ampliación que Fidel Herreras Beltrán prometió hacer desde que fue gobernador del estado nunca llegó, a pesar de que esto estaba presupuestado y el dinero si llego a las arcas de su gobierno. La pregunta es, donde esta ese dinero que salió del Fondo Nacional de Desastres Naturales.

En fin, los pacientes y familiares que van a ese nosocomio deben de seguir aguantando vara, no importando el número de muertos por falta de atención médica y de aparatos se siga presentando.

Por hoy, aquí la dejamos, nos vemos mañana si Jehová lo permite. agenciadenoticiasver[email protected]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *