Dom. Oct 25th, 2020

Al estilo Mathey

¿No es para indignarse?

Gustavo Cadena Mathey

Buen día apreciado lector:

En la mañanera del lunes pasado Judith Sánchez Reyes, corresponsal en Palacio Nacional de un diario de Veracruz dijo al Presidente Andrés Manuel López Obrador, que hace unos días la Cofepris corroboró el robo de más de 37 mil medicamentos oncológicos que supuestamente tenían que haber estado distribuidos desde hace tres meses en las instituciones de salud públicas.

Judith preguntó qué información tiene y qué mensaje enviaría a los padres de niños con cáncer que durante estos meses han estado en la lucha para poder obtener ese tipo de medicamentos. El Presidente confirmó que hubo robo, que se hacen las investigaciones y no concluye la indagatoria: que costó trabajo conseguir estos medicamentos desde Argentina.  Consideró muy raro el robo en una bodega donde estaban.

Dijo a los padres esos niños que permanentemente se está procurando abastecer de estos medicamentos a todos los centros de salud, a todos los hospitales.

“¡No somos inhumanos!”, exclamó; “díganles que tenemos sentimientos y sabemos lo que sufren los niños y cualquier persona si no cuenta con los medicamentos!”.

López Obrador criticó que haya quienes “se han aprovechado esta circunstancia para proyectar una imagen de nosotros que no corresponde a la realidad, como si fuésemos insensibles, como si no nos importara el problema y no es así. No dudo que estén molestos los que antes distribuían estos medicamentos que, por cierto, no los distribuían bien, no había abasto y en algunos casos hasta los adulteraban, porque todo era negocio, todo era corrupción”.

En la conferencia del día siguiente explicó que se busca solucionar en definitiva el desabasto, pero que de diez empresas abastecedoras, estos hijos desú, insensibles que solo tienen por dios al dinero, a los que les daban 70 mil millones de pesos y se robaban la lana, ahora sabotean al actual gobierno en México y en otros países para que no se consigan las medicinas. eso deveras que es no tener mamá, por no escribir otra cosa… .

También reveló ayer martes que días antes de concluir su gobierno Felipe Calderón autorizó contrato de 19 millones ¡de dólares!, “para dar capacitación a funcionarios en cursos de una hora”, a una empresa ligada a García Luna; que todavía se les deben seis millones. ¿Eso no es para indignarse?