Alista Salud federal 4 denuncias contra Veracruz por falta de pruebas en caso de ‘quimios’

El titular de la Secretaría de Salud (SSA), José Narro Robles, informó que están en proceso de presentarse cuatro denuncias ante la Procuraduría General de la República (PGR) en contra el Gobierno de Veracruz por la falta de comprobación de recursos.

“Hay cuatro que están en curso de fortalecerse para presentarlas a la consideración de la PGR”, sostuvo Narro Robles.

El funcionario informó al procurador Raúl Cervantes Andrade, que presentarán la investigación y precisó que, en el caso de la denuncia sobre aplicación de agua destilada a niños con cáncer, se están preparando las acciones legales para que se presenten evidencias.

“He pedido que todas las pruebas nos sean proporcionadas; que cuando se dice que a alguien se le ha inyectado agua destilada en vez de una quimioterapia, que por favor nos diga dónde está esa evidencia, dónde está esa persona o quién fue quien hizo esa atrocidad… eso está en desarrollo”, dijo, en referencia a las declaraciones del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares.

Cabe recordar que Yunes Linares denunció que la investigación de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) sobre las supuestas quimioterapias apócrifas suministradas a menores enfermos de cáncer “todavía no la concluye y ya declaró”; son comportamientos, dijo, “sospechosos” por parte del órgano.

“Ellos (Cofepris) solicitaron información al Gobierno de Veracruz, y no se le ha entregado. Nosotros hicimos una denuncia sustentada en documentos: en 2010 se denunció por parte del departamento de Cancerología una ampolleta que no correspondía al (medicamento original). Laboratorios Roche dijo que, en efecto, el contenido no tenía elementos activos”.

Por su parte, el titular de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios, Julio Hernández Tépoz, señaló que, como resultado de las investigaciones que se efectúan en torno a la denuncia por el suministro de quimioterapias falsas a niños veracruzanos, se encontró una ampolleta con irregularidades, la cual ya había sido manipulada.

“Tenemos el caso de una ampolleta y podrían surgir más. El caso documentado es de una enfermera, en 2010, que antes de aplicar la (medicina) a un paciente identificó que el contenido poseía material extraño; reportó el hecho”, y después de aplicadas las investigaciones pertinentes, se determina que es un medicamento que no corresponde al innovador”.

Finalmente, dijo que no se descarta ninguna línea de investigación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *