Mie. Jun 19th, 2019

“ARTE Y CIENCIA CRISTALINA”, ACERCAMIENTO AL SOPLADO  DE VIDRIO CIENTÍFICO, EN EL LIBROFEST METROPOLITANO 2018

El taller en el IMP fue considerado América Latina en los ochenta. Los brasileños se capacitaron aquí y ahora son los mejores

Ciudad de México, a 19 de Mayo de 2018


La exposición “Arte y ciencia cristalina” que ya se exhibe dentro del marco del Librofest Metropolitano 2018 en la UAM Azcapotzalco tiene el propósito de llamar la atención de los estudiantes, público en general, pero, sobre todo de las universidades sobre la técnica del soplado de vidrio científico, una actividad en la cual existen escasos exponentes capacitados pero muy necesaria en el ramo de la investigación y desarrollo científico.


Desde el 15 de mayo y hasta el 9 de junio estará en las vitrinas del edificio “L” de la UAM Azcapotzalco la obra de Rodolfo Soria Navarrete, quien fue capacitado en 1975 a través de un programa de la ONU en el Instituto Mexicano del Petróleo, porque desde ese momento eran necesarios los sopladores de vidrio científicos en el campo de la investigación y no existían.


“Fuimos capacitados alrededor de 15 técnicos en el IMP. Nos dieron curso de dos años, tiempo completo. Y desde ese entonces no se ha capacitado a ese nivel”, explica Soria Navarrete.

“Cuando se dice soplado de vidrio de inmediato la gente se remite a la artesanía, pero el científico es especializado. Y hace falta mano de obra especializada. Los investigadores batallan mucho para generar sus investigaciones. Nos ocupamos con los científicos en áreas como la microbiología, química orgánica e inorgánica, química ambiental, física, todas las ciencias biológicas en general. También la industria alimenticia, la industria textil y otras”.


El artista destaca cómo se necesitan expertos para todos los laboratorios de investigación y también para la industria. “Hay material de línea, pero muchos de los investigadores requieren equipo especial que no existe en el mercado. Nos dan el croquis de lo que requieren y nosotros les hacemos lo que desean, además de que nosotros también les damos posibilidades de ajustes a sus diseños”.


Para Soria Navarrete su actividad es una ingeniería, pero al momento hace falta una escuela especializada, hay talleres en la UAM, el IPN y la UNAM, sin embargo, no existen certificaciones, a la vez de profesores especializados.


Sólo existe certificación de soplado de vidrio artesanal, pero no científico. El año pasado intentamos realizar una escuela-taller, empero como a gran parte de la sociedad, los sismos de septiembre nos obligaron a dejar el proyecto para más tarde, destacó Soria Navarrete.


El taller en el IMP está cerrado, por falta de seguimiento, porque en los ochenta fue considerado como el mejor de América Latina. Los brasileños se capacitaron aquí y ahora son los mejores. Y ahora también están muy bien en Argentina y Perú.


“Me gustaría que las Universidades volteen a ver las necesidades de los investigadores en este rubro. Hace falta mano de obra calificada a la vez que herramientas, porque son caras. Y ese equipo no se consigue aquí, sino en los Estados Unidos y sobre todo en Alemania, que son los más adelantados porque lo utilizan en sus investigaciones”, expresó Rodolfo Soria Navarrete.

La exposición “Arte y ciencia cristalina” se exhibe en el edificio “L” de la UAM Azcapotzalco y estará a la vista de todos hasta el 15 de junio como parte de las actividades de la Quinta Edición de la Feria del Libro y Festival Cultural Librofest Metropolitano 2018 que se realiza en la UAM Azcapotzalco.


En esta ocasión para llamar la atención realizó una representación en vidrio de la forma como la ciencia ve distintos virus como los flavivirus de la fiebre amarilla, el dengue y la hepatitis “C”; el rabdovirus de la rabia; el togavirus de la rubiola, vericela y la encefalitis equina; el del herpes facial y genital y varios otros.