Dom. Jul 21st, 2019

Con el arribo de tortugas a costas del Golfo de México también llega un jugoso negocio

Los beneficiados, hoteleros y representantes de asociaciones civiles
POR JOSÉ PRIGADAÁ
NAUTLA
Con el arribo de tortugas a playas de los municipios de Nautla y Vega de Alatorre, ha llegado también un jugoso negocio para empresarios hoteleros y conservadores del medio ambiente, los cuales por medio de anuncios publicitarios promueven la liberación de estas especies por un pequeño pago o donativo voluntario.
A pesar de que esto está prohibido por la ley desde el año de 1990, según consta en archivos de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente PROFEPA, hay personas que dicen formar parte de una asociación civil, y sacan ganancias económicas con el arribo de tortugas a costas del Golfo de México.
A decir de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) cataloga en peligro crítico de extinción a tres especies: Lora, Carey y Laúd, mismas que arriban año con año a playas de estos dos municipios.
Hay empresarios hoteleros que cobran de mil a dos mil pesos la noche en sus empresas, y donde incluyen en el servicio la liberación de tortugas de 8 a 9 de la mañana, mientras que algunos representantes de asociaciones civiles mantienen a sus familias con el dinero que piden de cooperación “voluntaria” cada vez que invitan a un grupo turístico a realizar esta actividad.
Cabe señalar que hasta el día de hoy nadie de PROFEPA ha sancionado económicamente estas actividades, las cuales dan inicio en el mes de julio y finalizan en el mes de octubre de cada año.