Congreso no ha autorizado crédito que implique aumento de la deuda pública


El presidente de la Comisión de Vigilancia, Francisco Garrido Sánchez, detalla los montos, que se encuentran registrados ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público

Xalapa, Ver.

La LXIII Legislatura del estado implementa acciones tendientes a racionalizar y transparentar el uso adecuado de los recursos públicos, y no ha autorizado ningún crédito que traiga consigo el aumento de la deuda pública, informó el presidente de la Comisión Permanente de Vigilancia, Francisco Garrido Sánchez, quien desglosó cada concepto de la deuda de Veracruz, que consta en documentos oficiales del Poder Legislativo.

“Asciende a 44 mil 470.8 millones de pesos, integrada de la siguiente manera: deuda directa, 25 mil 829.6 millones pesos; emisiones bursátiles, 12 mil 659.6 millones de pesos, y bonos-cupón cero, 5 mil 981.6 millones de pesos, mismas que podrán encontrar debidamente registradas ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público”.

En conferencia de prensa, acompañado por los secretarios: general, Francisco Portilla Bonilla, y de Fiscalización, Tomás Antonio Bustos Mendoza, ambos del Congreso local, el Diputado destacó que estos pasivos también están debidamente documentados en el Congreso local y ante Gobierno del Estado.

Los saldos de los gobiernos municipales –detalló– ascienden a 3 mil 855.9 millones de pesos, integrados de la siguiente manera:

2 mil 053.1 millones de pesos de créditos directos; 1 mil 374.4 millones de pesos de emisiones bursátiles, y 428.3 millones de pesos del crédito directo de la entidad paramunicipal CMAS Xalapa.

Destacó que los citados montos son la cifra real, que el gobierno estatal reconoce como parte de los financiamientos garantizados y contratados a largo plazo con las instituciones financieras en el nivel nacional, como son la Banca de Desarrollo, la banca comercial y la Bolsa Mexicana de Valores, y que es del conocimiento tanto de la Cámara de Diputados como de la Cámara Senadores.

Por otro lado, la operación cotidiana que fundamentalmente se refiere a proveedores y contratistas, de acuerdo con el último informe trimestral del gasto público, entregado a esta soberanía, alcanzó un monto de 3 mil 623.8 millones de pesos, que representa el 3.5 por ciento de los ingresos totales autorizados para el presente ejercicio.

La deuda pública –dijo el legislador– es un instrumento necesario para cualquier estado y país; en su justa dimensión, busca dotar de mejores alternativas para dar viabilidad a las finanzas públicas.

Concluyó que las diputadas y los diputados que integran la Legislatura de Veracruz tienen una responsabilidad con la sociedad, a la que deben dotar de certidumbre sobre el manejo y destino de los recursos públicos, que son propiedad del pueblo.