De moteles y basureros sirven los módulos de seguridad pública

Mientras tanto la delincuencia sigue desatada

POR JOSÉ PRIGADAÁ

MARTÍNEZ DE LA TORRE

Llenos de maleza, con excremento y ropa íntima, es así como lucen los puestos de revisión de la Policía Preventiva Municipal que edificio en su mayoría el gobierno panista que encabezo José de la Torre Sánchez, y que en este momento están abandonados.

“Claro que hacen falta, ya que la inseguridad está a todo lo que da en este municipio, y no estaría nada mal que los policías nos revisen cada vez que salgamos de esta ciudad hacía las comunidades o colonias más apartadas”, señaló Agustín Hernández Moguel, taxista y representante de la Organización Política Vía Veracruzana.

Los edificios que se construyeron en cada una de las salidas de esta ciudad en este momento están abandonados, por lo que muchos de ellos son ocupados como baños público o moteles de paso de parejitas que gustan hacer de las suyas durante la madrugada.

“Claro que hacen falta, sino, pregúntele al dueño del restaurante el moyo, o de la empresa del ingeniero Diego que se encuentran a menos de cien metros de una de esta garitas en la colonia Palo Blanco, y que fueron visitadas por los ladrones hace unos meses”, señaló María de la Luz Molina Ortiz vecina de la colonia Palo Blanco.

Finalmente se dio a conocer que por el momento la administración municipal no piensa en abrir dichas garitas de seguridad.

Cabe señalar que mientras tanto varios elementos de la policía municipal son los responsables de cuidar la seguridad del alcalde y de algunos de sus familiares, mientras otros cuidan sus casas y propiedades, provocando con esto que la plantilla de policías disminuya considerablemente para la vigilancia pública, recordando que sólo en este municipio hay un promedio de 130 policías en activo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *