Justin Wilson, piloto de IndyCar, muere tras un accidente en el circuito de Pocono

Una pieza de otro auto lo golpeó en una carrera de IndyCar. Tenía 37 años de edad y vivía a las afueras de Denver. Fue trasladado con vida al hospital, donde murió horas después.

El piloto inglés Justin Wilson murió luego de sufrir una herida en la cabeza cuando una pieza de un automóvil se desprendió durante una carrera el domingo de la IndyCar en el circuito de Pocono, en Pennsylvania. Tenía 37 años. Wilson había sido llevado en helicóptero a un hospital de la ciudad de Allentown IndyCar hizo el anuncio el lunes en el Indianapolis Motor Speedway. Wilson residía en las afueras de Denver, Colorado. La autoparte que hirió a Wilson se desprendió de otro vehículo. El monoplaza de Wilson viró a la izquierda y se estrelló directamente contra la pared. Fue trasladado de inmediato en helicóptero a un hospital de la ciudad de Allentown, en el estado de Pennsylvania, donde estuvo varias horas en coma. El último piloto de IndyCar que murió en un accidente en la pista fue el también inglés Dan Wheldon, un ganador de las 500 Millas de Indianápolis. Wheldon falleció en la última carrera de la temporada de 2011, luego que su auto se vio involucrado en un aparatoso accidente, en el que 15 vehículos colisionaron y varios se incendiaron. Aquella fue la última muerte en una categoría en la que han fallecido también pilotos como Scott Brayton (1996), Tony Renna (2003) y Paul Dana (2006).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *