Reconoce Benítez Obeso la venta incontrolable de plazas en la Secretaría de Salud

No deberían venderse, se supone que cuando alguien se jubila esa plaza pasa a ser de otro trabajador
– Aseguró que es un delito, pero no hay forma de comprobarlo

El secretario de Salud, Fernando Benítez Obeso, reconoció que en la dependencia se venden las plazas para los trabajadores y es algo que no pueden controlar.

“No deberían de venderse, se supone que tú te vas a ir, te vas a jubilar y tú vas a recibir un sueldo y esa plaza pasa a ser de otro trabajador. Es difícil controlar toda esta situación”, reconoció.

Señaló que tanto el que vende como el que compra la plaza están incurriendo en un delito, pero aceptó que no se puede comprobar la práctica.

En otro tema, reconoció que hay un adeudo con diferentes farmacias que dotan a la dependencia de medicamentos del cuadro básico como antibióticos y antiinflamatorios, pero dijo que ya les están pagando.

“Son diferentes empresas que surten diferentes tipos de medicamentos, hay que ver unos que dotan de antibióticos otros manejan más antiinflamatorios, son muchas las firmas farmacéuticas que están surtiendo a la Secretaría de Salud, aunque hay un retraso nos han estado surtiendo los medicamentos”, aceptó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *