Wall Street cae con fuerza y entra en territorio de corrección

El Dow Jones bajaba 508.97 puntos, mientras que el S&P 500 caía 94.92 puntos y el Nasdaq bajaba 378.08 puntos

NUEVA YORK, Estados Unidos, ago. 24, 2015.- Las acciones en la Bolsa de Nueva York caían con fuerza el lunes en la apertura de negocios y el índice Dow Jones bajaba a menos de 16,000 puntos por primera vez desde febrero de 2014, tras el desplome de más de 8 por ciento de los papeles en China y una ola liquidadora en los mercados de petróleo y otras materias primas.

El promedio industrial Dow Jones bajaba 508.97 puntos, o un 3.21 por ciento, a 15, 935.82 unidades, mientras que el índice S&P 500 caía 94.92 puntos, o un 4.82 por ciento, a 1,875.97 unidades.

El Nasdaq, en tanto, bajaba 378.08 puntos, o un 8.03 por ciento, a 4,327.96 unidades.

Una mayor preocupación entre los inversionistas respecto a la situación económica que experimenta la economía asiática generó una ola de ventas en los mercados mundiales y muy en especial en Wall Street que sigue incrementando sus pérdidas.

La Bolsa de Shangai, el principal referente de China, cerró la jornada con una pérdida de 8.49% o 298 puntos hasta situarse en los tres mil 210 puntos. De la misma forma.

Y es que si la economía de china se debilita, el resto del mundo comienza a temblar, conscientes de la importancia de este país sobre todo en el comercio mundial. El principal índice bursátil chino ha perdido ya todo lo ganado en lo que va de año, mientras que en junio llegaba a revalorizarse más de un 50%.

El miedo a la desaceleración de China también tiene sus efectos en los precios del petróleo. Por ahora el WTI ya se encuentra por debajo de los 40 dólares en 38.95 dólares por barril (dpb). Mientras que el crudo Brent esta cerca, al situarse en torno a los 43.63 dpb.

Estas preocupaciones sobre la economía de China probablemente mantendrán presionados a los mercados mundiales en lo que resta del día, por lo cual se espera que los mercados mundiales se sitúen en terreno negativo en esta sesión.

Se esperan pocos eventos importantes en la agenda económica norteamericana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *